¡Disfrutó, sufrió… y se murió!

Punto final del drama del sayuleño que ebrio se disparó en la cabeza

CARLOS GONZALEZ ALONSO, Acayucan, Ver.- El feriero Zenón Suriano Culebro finalmente murió la tarde de este jueves mientras era atendido al interior del hospital regional Oluta-Acayucan, pues se dijo que la bala ingresó a la cabeza y tocó órganos muy sensibles, y por más esfuerzos que hicieron los médicos nada pudieron hacer por salvar la vida del empresario.

Fue el mediodía del miércoles cuando el comerciante feriero Zenón Suriano Culebro, de 38 años de edad, bebía en la casa de su novia en el barrio La Palma, pero ya entrado en copas decidió sacar su pistola y comenzó a disparar al aire, sin fijarse que el techo estaba demasiado bajo por lo que una bala rebotó y le dio de lleno en la cabeza.

La bala ingresó en la parte alta de la cabeza con salida en la nuca, por lo que el cerebro fue seriamente afectado y los médicos lucharon por su vida pero ya no pudieron salvarlo, muriendo la tarde de este jueves en el hospital, por lo que su cuerpo fue trasladado al servicio médico forense para la necropsia de rigor y ser entregado a sus familiares en el municipio de Sayula de Alemán.

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here