Iglesia de Oluta, víctima de la delincuencia

Se llevaron una consola; feligreses buscan recuperarla. Son consecuencia de la descomposición social, dice el sacerdote Pelayo

Javier González Avelar, Villa Oluta, Ver.- El sacerdote de la parroquia de San Juan Bautista, Pelayo González Galán, dice que la inseguridad que se vive hoy en día es en gran parte propiciada por padres de familia que no saben meter en cintura a sus vástagos, ya que desde el primer hecho ilícito que ven que sus hijos cometen, deben poner sanciones drásticas que rectifiquen dicha conducta y no volverse cómplices de ellos al no hacer nada.

“Hace unos días, platicando con madres y padres de familia aquí en la parroquia les comentaba que si ven que su hijo llega con un aparato electrónico a su casa y no dicen nada, son participes en lo mal encaminado de los muchachos, y fomentan que se vuelvan unos delincuentes al no ver restricción alguna en lo que hacen” dice Pelayo González sobre el tema.

Hace un par de semanas la misma parroquia fue víctima del robo de una consola controladora de sonido, la cual cuesta poco más de 12 mil pesos, según lo menciona el sacerdote, la cual despareció de dentro de la casa de Dios y está siendo buscada por las personas de la iglesia que tratan de dar con el ratero o en su defecto con el comprador del aparato, para pagarle el dinero que haya gastado y recuperar la consola.

Compartir

Dejar una respuesta