Las dudas a cerca de “El Buen Fin”

Agencias.-

Algunos establecimientos utilizan algunas estrategias que podrían engañarte y convencerte de que estás haciendo una buena compra

El llamado “fin de semana más barato del año” puede llegar a convertirse en “un mal fin” o en el más caro si no sabemos administrar nuestro dinero, si abusamos del crédito o si hacemos compras innecesarias. El gasto promedio del consumidor será de unos 6 mil 800 pesos, con rangos promedio desde los 200 pesos para quienes buscan aprovechar ofertas sin tener considerada la compra de un artículo en específico, según datos de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo en Pequeño de la Ciudad de México (Canacope-Servytur).

Dicho gasto promedio se enfoca principalmente a las familias que aprovechan la campaña para adquirir bienes de consumo duradero necesarios, para los cuales ahorraron durante el año. Los giros que serán los más activos y beneficiados durante la séptima edición de El Buen Fin, que se realizará del 17 al 21 de noviembre, será el de accesorios deportivos, agencias de viajes, restaurantes, bares, zapaterías, joyerías, ópticas, materiales de construcción, telefonía celular y cómputo.

Según los resultados de una encuesta de la Canacope-Servytur, casi cuatro de cada 10 negocios implementará descuentos, dos de cada 10 utilizará estrategias de 2×1, mientras que dos de cada 10 dará regalos o muestras gratis y uno de cada 10 implementará otro tipo de promociones, como cupones y formas de pago, y sólo 1% expresó desinterés por participar, mientras que uno de cada 10 no participará.

Una gran cantidad de establecimientos utilizan algunas estrategias que podrían engañarte y convencerte de que estás haciendo una buena compra, pero ¿cómo saberlo? – Empresas que no están registradas Resuelve tu deuda alerta que varios negocios utilizan el logotipo de El Buen Fin, pero no están registradas. Lo malo es que si tu compras algún producto con algún defecto, no se podrá realizar un cambio de mercancía, ni podrás reclamar ante Profeco.

Ofertas anzuelo

“Llévate 3 y paga 2.” Es la oferta más conocida y que te encontrarás en diversos establecimientos. También te podrás topar con precios fantasma que sólo escucharás y en tienda nunca aparecerá.

Cuando se trata de abarrotes, lo ideal es hacer las cuentas y ver cuánto estás pagando realmente por cada litro o kilogramo del producto, pues es posible que en realidad pagues más y además no necesites tantos productos.

Precios inflados

Durante ese fin de semana es común encontrar algunas prácticas engañosas en algunos comercios como el subir de manera previa el precio de los productos, para después difundir el “gran” descuento o promoción. Y la realidad es que el precio “reducido” es probablemente solo el precio regular.

En otros años, la Profeco ha encontrado aumentos en algunos productos electrónicos de hasta el 30%. – Escasa oferta Tal vez te ha pasado que has visto o escuchado una súper oferta, asistes desde temprano a la tienda, pero ¡sorpresa!, lo que buscabas ya está agotado. En vendedor del lugar se te acerca, te habla de otras posibilidades, de muchas posibilidades.

-Meses sin intereses

Si eres buen pagador El “Buen fin” te puede dar ofertas interesantes a meses sin intereses con las que puedas comprar algo sin que le pagues intereses de más a los bancos y liquidarla en cómodas mensualidades.

Pero si eres malo administrado tu tarjeta es mejor que del 17 al 20 de noviembre la dejes bajo llave en casa. Pero si decides utilizar tu tarjeta, verifica que en tu ticket de compra se lea “meses sin intereses”, pues en años anteriores, la oferta era esa, pero al final de cuentas los consumidores terminan pagando interés y endeudándose más de la cuenta.

Si el comercio desliza por segunda vez tu tarjeta por la terminal, solicita el comprobante a fin de verificar el motivo del rechazo.

Compartir

Dejar un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here