LA PLANEACION MUNICIPAL

La palabra planear significa imaginar el desarrollo de una actividad futura. Consiste en anticiparse a una acción que pudiera ser anárquica por improcedente. Planear es un esfuerzo para asegurar un proyecto. Sin planeación la actividad del hombre, en sus múltiples escenarios, lleva un alto riesgo de fracasar, o que todos resulten inútiles; por la sencilla razón de que sin planeación se ignoran los objetivos o no resulta fácil calcular en el tiempo la distancia de las metas.

Cuando un campesino planea su trabajo del día que viene, por la tarde del día anterior, acondiciona eficazmente sus instrumentos de labranza. Un tractorista revisa su máquina, la aceita y la engrasa, antes de escardar la tierra de cultivo. Un laboratorista se allega a su mesa de trabajo los matraces, las pipetas y los químicos que habrá de utilizar en las horas siguientes de labor; no salta de un lugar a otro buscando los enseres necesarios. Un médico que va a ejecutar una cirugía mayor revisa y comprueba con sus libros la parte que va herir para no cortar músculos o nervios innecesariamente.

Planear o planeación provienen del término plan, que entre muchas acepciones, significa conjunto de disposiciones adoptadas para ejecución de un proyecto; de tal manera que un ser humano inteligente, juicioso, previsor y con deseos de que las cosas le resulten bien, sus acciones deben estar suficientemente planeadas. Ningún empresario, por ejemplo, invierte capitales arbitrariamente, balanceando sus esperanzas entre la duda del éxito o el fracaso. No es ese el camino, pues primero se hace un estudio socioeconómico y enseguida se elabora un plan de desarrollo empresarial.

Los técnicos de la NASA de los Estados Unidos nunca envían al espacio cósmico a astronautas desamparados, sin poseer un plan debidamente razonado para cumplir el objetivo del viaje y regresar vivos a la tierra. Aquí en México y en cualquier país del mundo que viva en orden, ninguna nave puede despegar del aeropuerto donde está operando, sin entregar con suficiente anticipación su plan de vuelo, con especificaciones de su itinerario y su destino o sus escalas técnicas.

Pero se viven aberraciones inexplicables en el comportamiento humano, pues si casi para todo se hace necesario un plan, lo menos que se hace es un plan de vida. Hay muchos hombres y mujeres que deambulan sobre la faz de la tierra sin saber, con cierta precisión, qué buscan, qué quieren o hacia dónde se dirigen; sus energías son divagantes y dispersas, no toman el sendero adecuado que conduce a los objetivos precisos.

Independientemente que un pretendiente a alcalde de cualquier categoría, debe estructurar un plan de desarrollo municipal privado que le habrá de servir para resultar propositivo en su campaña, habrá de formular en forma oficial el desarrollo de su jurisdicción con una visión muy clara de las necesidades de las distintas comunidades que estarán bajo su responsabilidad durante varios años. No puede llegar al cargo de edil mayor sin saber por dónde iniciar su delicada labor de conducir miles de ciudadanos que cifran esperanzas multiplicadas.

Hay alcaldes de municipios importantes que no conocen en su totalidad la geografía urbana de sus centros habitados. No conocen los nombres de muchas calles, de plazas públicas o de parques, callejones o de edificaciones neurálgicas que se deben traer en la mente. Siendo así difícilmente podrían promover algún desarrollo de utilidad colectiva. Jamás podrán gestionar o cristalizar en realidades algún desarrollo industrial, si no existe un plan de acción eficiente y probado realismo. Son los alcaldes chambistas o presidentes mañocipales, como dijera el maestro José Julio.

Es importante elaborar un plan de trabajo para todos los ediles menores, que ganan muchos miles de pesos al mes sin hacer nada específicamente. Si los regidores que van a salir rindieran un uniforme de lo que hicieron en cuatro años, difícilmente llenarían media cuartilla de mentiras. Hay ejemplos muy cerca de nuestro retraso comunitario. Modernizar es transformar y todo eso queda muy lejos en municipios que tuvieron todo para crecer.

Compartir

Dejar un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here